El 'flow' de Hollywood
Escrito por Daniel Lobato   
Lunes, 11 de Julio de 2011 01:51

A lo largo de los últimos 20 años la escena del rap ha sido una buena cantera para Hollywood y no son pocos los nombres que bien han dado el salto a la interpretación o han seguido alternando música y cine. A nadie le extraña ver a Snoop Dogg haciendo sus papelitos en films como Training Day entre disco y disco, o a Ice Cube, que tanto le da suceder a Vin Diesel en XXX que meterse en una comedia de barrio como La barbería.

 

Algunos como Eminem o 50 Cent han seguido dando prioridad a su faceta musical, otras estrellas como Brandy o Eve no han tenido demasiada suerte en sus escarceos interpretativos (aunque la primera protagonizó su propia serie: Moesha).

 

LL Cool J, Ludacris, Dr. Dre, Omar Epps (sí, el Dr. Foreman de House)... hasta dos de los referentes (ya desaparecidos) de la escena urbana, Aaliyah y Tupac, hicieron sus pinitos (la primera fue La reina de los condenados y Shaktur estrenó de forma póstuma Bullet).

 

Ahora bien, si hablamos de raperos reconvertidos en actores hay que remarcar los nombres de Queen Latifah y Will Smith. La primera es una de las reinas de la comedia y del ‘Fresh Prince’ poco se puede decir que no se sepa ya. A pesar de todo, a todos los cantantes nombrados hasta ahora se les sigue recordando (en mayor o menor medida) por sus carreras musicales. Sin embargo hay un actor que ha sabido mimetizarse de tal forma que dos nominaciones a los Oscar después, habiendo sido un infiltrado para Scorsese o un boxeador para David O. Russell, pocos recuerdan sus inicios en la Marky Mark & the Funky Bunch, con hits como Good Vibrations (que llegó al nº 1 en EEUU):

 

 

Pero bueno, esta es una historia que abordaremos en otro momento. La pregunta que nos planteamos es la siguiente: ¿Y si fueran las estrellas de Hollywood las que dieran el salto a la escena del rap? ¿Los veríamos en auténticas batallas de gallos? ¿Serían capaces de improvisar sobre una base? ¿Cómo les sentarían las prendas anchas?

 

Con estas preguntas en la cabeza hacemos un repaso por algunos de los escarceos con la rima callejera más impactantes, cómicos y (tiene que haber de todo) olvidables.

 

Lo dejo todo por el rap

 

Esto fue lo que nos quiso hacer creer Joaquin Phoenix cuando después de haber rodado Two Lovers descubrió su amor por la lírica y anunció su retirada. Y tras dos años, falso documental bajo el brazo y vuelta al cine. Siempre quedará la duda de sí iba en serio y se arrepintió o si era todo un montaje, pero su show en el programa de Letterman y sus particulares actuaciones musicales serán difíciles de olvidar:

 

 

No te metas con Natalie

 

The Lonely Island es un grupo de comedia estadounidense especializado en hacer parodias musicales acompañados por estrellas de la música y el cine. En estas, no tuvieron una mayor ocurrencia que la de cambiar la imagen de Natalie Portman, borrar su sonrisa angelical y transformarla en una mujer de armas tomar y a la que nunca querrías dar la espalda en un vídeo para el Saturday Night Live:

 

 

Ali G Indahouse

 

Si hablamos de cine y rap no puede faltar la figura de Ali G, el personaje creado por Sacha Baron Cohen con el que entrevistaba a personajes ilustres de la sociedad británica y que llegó a rodar un vídeo con Madonna y saltar a la gran pantalla con Ali G anda suelto (2002) donde -¡cómo no!- también tuvo tiempo para soltar unas rimas:

 

 

Tostadas en cualquier momento

 

Esto es lo que ordenaba Eva Longoria en su carta presentación para los MTV EMA celebrados en Madrid en 2010 en los que sería la maestra de ceremonias. La actriz quiso animar la cita rapeando en este spot previo a la gala en el que incluso se atrevió con el castellano:

 

 

El rap de la cárcel

 

Al Dr. Maligno y Mini yo siempre les ha gustado rapear cuando no tenían que enfrentarse a Austin Powers ni elaborar maléficos planes. Y para demostrar que en Miembro de oro Beyoncé no era la única artista, Mike Myers se lanzó con un tema desde la prisión. Porque el rap es solo para auténticos ‘Bad boys’:

 

 

Mirando al Oscar

 

La MTV fue la televisión que abrió las puertas del mundo al hip hop y lo sacó de EEUU, por ello no es de extrañar que antes o después produjeran una película con dicho género como protagonista. Así, en 2005 se sacaron de la manga Hustle and Flow que catapultó a Terrence Howard a la nominación al Oscar y le dio la oportunidad de demostrar sus dotes frente al micro:

 

 

Emulando a Vanilla Ice

 

Volvemos a las parodias, y esta vez lo hacemos con Jim Carrey que siempre ha alternado su carrera en cine con la televisión explotando su vis cómica y sus imitaciones en diversos programas como el ya citado Saturday Night Live. En una de estas, aprovechando el éxito de Vanilla Ice con su Ice Ice Baby, decidió hacer su propia versión:

 

 

La sensualidad latina

 

Con motivo del estreno de Los otros dos (protagonizada por Will Ferrell y Mark Wahlberg), Eva Mendes se prestó a colaborar con Cee-Lo Green en el tema de la película; aunque las cosas como son, rima más que canta y habla más que rima:

 

 

I'm black ya'll

 

No todo en el Hip Hop son artistas en solitarios. Hay muchos grupos y de muy buena calidad como Wu-Tang Clan de donde han salido Method Man (The Wire) o RZA (Kill Bill) o Cypress Hill. Así, este es un ámbito que el cine también ha querido tocar y con un jovencísimo Chris Rock (recién salido del Saturday Night Live) la directora Tamra Davis sacó CB4, film que parodiaba la escena del rap del momento. En este vídeo, Allen Payne reivindica su condición:

 

 

Versiones ‘glee’

 

¿Actores cantando? Hoy día nadie puede hacerse esa pregunta y no pensar en Glee, la serie musical por excelencia. Y como no hay género que se les resista, el hip hop no podía ser menos. A lo largo del tiempo han hecho muchas versiones de clásicos como la del mencionado Ice ice baby o la que ahora nos ocupa, Nothin’ but a G thang de Dr. Dre y Snoop Dogg.

 

Versión esta muy especial porque en ella también colabora (aunque sin cantar) Sofia Vergara, conocida por su papel en la también televisiva Modern Family: